El periodo de recolectar el racimo comenzó hace varias semanas y con la llegada de esta estación los colores y las texturas imprimen una postal diferente en esta región neuquina

 

Un  gesto de la naturaleza y el esfuerzo humano alinea el terruño para el proceso de la vendimia, en los que los sabores y aromas de la Ruta del Vino de la Patagonia seducen en el otoño. Es una región regada de cepas de Malbec, Pinot Noir y Chardonay en el valle de San Patricio del Chañar.

Es época de vendimia, de cosechar la materia prima del vino: la uva. Es el trabajo de un año, de cuidar el fruto en una zona favorecida por la amplitud térmica que se da entre el día y la noche.

La poca humedad, las bajas precipitaciones y el correr del viento de la zona son un agregado especial que permite una poca enfermedad en la planta de la vid, una maduración lenta de la uva y una mejor acumulación de azucares, ácidos y sabores.

Los tintos, los blancos, y los espumantes neuquinos tienen reconocimiento mundial por eso  y por mucho más en las cientos de hectáreas implantadas en este suelo de progreso.

A poco tiempo de retomar el origen familiar de la empresa (compartía sociedad con Corporación América), la bodega Malma de Viñedos de la Patagonia produce vinos para todos los gustos y de alta gama, como el Universo (Malbec) o su exquisito espumante Cuvee Reserve Extra Brut compuesto por 70% de Pinot Noir y 30% de Chardonay.

Y entre sus productos se encuentran el P15, Malma Finca La Papay y Malma Reserva de Familia. Estos se pueden adquirir en góndolas de sectores de bebidas de supermercados o en locales exclusivos de vinos del país y el mundo.

Bodega Malma se sitúa en la ruta provincial 7 y calle 15. La misma cuenta con un restaurante donde se degustan platos elaborados con productos neuquinos, que copa en mano y mirador mediante se aprecia el paisaje de los verdes de las plantaciones o marrones otoñales que se observan en algunas parcelas.

Malma tiene unos 80 tanques de acero inoxidables donde se guardan y se procesa el vino.

El restaurante tiene una capacidad de 70 cubiertos y se encuentra abierto al mediodía. Además se puede contratar el servicio para eventos empresariales, sociales, presentaciones, seminarios o reuniones ejecutivas.La firma pertenece a la Familia Viola, administradas por Julio padre e hijo. El enólogo es Diego Perticarini y el chef es Francisco Fernández

 

Fuente .Sub Secretaria de Turismo de Neuquén