Seleccionar página

La  Organización Mundial de la Salud (OMS) reconoce el valor que pueden aportar en el tratamiento y curación de muchos problemas de salud a nivel mundial.

Actualmente, crece la tendencia del consumo de productos cosméticos naturales y vegetales, desde shampoos, cremas, perfumes, bronceadores, entre otros. Se dice que el beneficio es tanto para el medioambiente como para el propio cuerpo que lo consume. Si bien existen opiniones encontradas al respecto, no se puede negar que hoy hay un número importante de la población que elige ese camino.

Dentro del mix de plantas medicinales, el árnica está en pleno auge como una alternativa al uso de analgésicos y antiinflamatorios convencionales. Por tal motivo se está convirtiendo en un componente habitual en productos para el alivio del dolor y usos estéticos.

Sus propiedades la caracterizan por aliviar el dolor por traumatismos o golpes, evitar la formación, de hematomas o ayudar a eliminarlos, reducir la inflamación acelerar la recuperación de esguinces, tendinitis o luxación, aliviar el dolor que genera la artritis, aliviar el dolor de cartílago, mejorar el acné, las grietas de los labios,aliviar la comezón por picadura de insectos

Todas estas propiedades explican que el árnica comienza a ocupar un lugar dentro de los botiquines del hogar. En tal sentido, dentro del mix de cremas desinflamatorias para utilizar en momentos en los que los músculos del cuerpo se encuentran cansados, existe ÁTOMO ARNICA.

Se trata de un gel de masajes que ayuda a aliviar golpes y moretones. Una fórmula libre de parabenos que contiene extractos de Árnica Montana y Aloe Vera a los que se les atribuye una acción analgésica, antiinflamatoria, antibacteriana, astringente, fungicida y cicatrizante.

Átomo Árnica se convierte en una alternativa natural: si sos de padecer dolores musculares o hematomas frecuentes a causa de tu rutina agitada o de tu ejercicio físico, y no querés tomar medicamentos, esta opción es ideal para tu botiquín y para tu día a día